Tag

comunicación corporativa

Browsing

Cómo mejorar la comunicación corporativa de tu empresa

La comunicación corporativa establece las claves de comunicación de una marca.

Es decir, define el mensaje con el que la empresa se proyecta  externamente e internamente. Tan importante es cuidar la comunicación corporativa con los integrantes de la empresa, como la comunicación con proveedores, clientes, audiencias a las que se quiere llegar y en general con todas aquellos con quien se establece comunicación, con un emisor y un receptor.

Siempre ha sido importante trabajar la comunicación corporativa pero en la actualidad es más importante que nunca, ya que con las redes sociales y web 2.0 cualquier usuario, medio de comunicación, etc., puede opinar, comentar o valorar sobre nuestra empresa. Y no solo en canales propios, sino que tiene a su alcance gran cantidad de canales donde hacer sus aportaciones. Por lo tanto, saber transmitir bien los mensajes, nos puede ayudar en muchos aspectos.

Es esencial dar a conocer la visión, misión y valores

Gracias a una buena comunicación corporativa lograremos hacer llegar el mensaje que realmente nos interesa e influirá directamente en cómo nos ven. Trabajando la comunicación corporativa conseguimos varios beneficios:

  • En primer lugar, concebiremos una identidad e imagen que emitiremos de forma homogénea desde la empresa (por cualquier miembro y por cualquier canal).
  • Si se trabaja adecuadamente influirá en conseguir una buena  reputación de la marca y contribuirá positivamente en el prestigio de la marca.
  • Directamente ayudará en el incremento de confianza que transmitimos y generaremos conocimiento de la empresa.
  • También destacar que con una buena comunicación corporativa se puede lograr objetivos marcados con mayor facilidad y que a nivel interno influirá en disponer de un equipo humano con mayor rendimiento.

“A diferencia del marketing que su cometido es vender productos o servicios, el Dircom tiene como objetivo vender la empresa: los productos los vende el marketing: pero la confianza, la credibilidad, la empresa como entidad y actor social, su cultura; dependen de la comunicación.”

Se debe tener muy claro que en una empresa todo comunica. Por lo tanto la comunicación corporativa se debe trabajar transversalmente con todos los departamentos de la empresa, incluido el marketing.

Coherencia comunicativa y coordinación de los actores

Es sumamente importante planificar la comunicación (que puedes leer aquí) tanto para lanzar como para consolidar una marca. Además, es recomendable disponer de un manual de comunicación corporativa donde se definan claramente los mensajes. Este manual debe estar al alcance de todos los integrantes de la empresa y es indispensable disponer de responsable/s que difundan la importancia y responsabilidad que tienen cada uno de los empleados y cargos ejecutivos o directivos de la empresa al lanzar cualquier mensaje. De esta forma se logra una sola voz, la voz de la empresa representada en cada uno de los actores emisores y especialmente de aquellos que mantienen el contacto con el público con el cual la empresa se relaciona, proveedores y clientes.

Es muy usual sustituir las acciones y herramientas de la comunicación corporativa por las herramientas de Marketing Digital que requieren una visión estratégica y seguir los patrones de la comunicación corporativa para ser aplicadas de forma eficiente (incluido en el organigrama en Marketing y Publicidad). Para poder ver los resultados deseados deben ir de la mano y conjuntamente hacia los objetivos de la empresa transmitiendo una misma imagen a los públicos.

A continuación citamos algunos consejos fundamentales para mejorar la comunicación corporativa de tu empresa.

Consejos para mejorar la comunicación corporativa

Si estás planteando desarrollar o perfeccionar la comunicación corporativa de tu empresa hay unos puntos básicos que se deben analizar con profundidad.

A nivel general de marca es imprescindible tener bien definida y planificada la política de comunicación corporativa si aún no se ha desarrollado.

La comunicación corporativa necesita de una estrategia con unos objetivos marcados. Esto significa que se necesitan recursos de tiempo y personal que dedicarle a la planificación.

Una vez está bien definida, hay que transmitir la visión y valores de la empresa a todos los integrantes. Se trata de trabajar en la adecuada gestión de la comunicación interna para que llegue a todos. En este punto cabe destacar que han aparecido nuevas herramientas que son de gran ayuda en esta tarea: Publicaciones online ya sean manuales de bienvenida, boletines regulares; Intranet donde todos los integrantes tienen acceso; Encuestas online; Videoconferencias, etc.

Un punto fundamental que la empresa debe tener claro es que debe ser transparente y que la información debe llegar rápida y fluidamente. Si además somos capaces de motivar a los empleados explicando en qué está trabajando la marca, cómo lo está haciendo, en qué dirección se quiere ir y los objetivos que se quieren conseguir, se motiva a los integrantes de la empresa y en consecuencia crece su productividad y los resultados se verán incrementados.

La escucha activa

Otro punto a considerar es que con la intrusión de usuarios en Internet, la escucha activa por parte de los responsables de comunicación corporativa debe ser mayor y por distintos canales. Es básico saber lo que opinan los usuarios de nuestra empresa para detectar en qué podemos mejorar o si estamos lanzando el mensaje adecuado.

En los nuevos medios, es decir, en las Redes Sociales y medios digitales utilizados por la empresa, la escucha activa se hace a través de la monitorización  y para ello también han proliferado diferentes herramientas para cubrir esta necesidad gracias entre otras al Marketing Digital. Gracias a esta escucha activa seremos capaces de mejorar la imagen externa y reputación de la marca.

Transmitir la imagen de la empresa o marca

Es esencial aparte de escuchar, transmitir mensajes aportando información de valor y relevante. Se recomienda ofrecer toda la información posible y ser honestos con lo que decimos para ganarnos la confianza de los receptores.

La confianza es un valor intangible que genera la mayor parte de las ventas con el apoyo de la definición del Branding, las acciones comerciales, difusión y comunicación digital (que incluyen presencia digital, comunicación con el cliente a través de los distintos canales, etc.)

De especial interés es mantener informados en la medida que corresponda tanto a los clientes como a medios de comunicación, sobretodo los más influyentes, con la actualidad de la empresa. Esto servirá para liderar la información de nuestra marca en los canales. En caso contrario pueden aparecer rumores o información falsa que puede llevarnos a situaciones de crisis.

Capacidad de reacción

Relacionado también con estos aspectos, se suma el saber reaccionar rápidamente ante situaciones en la que se habla negativamente de nuestra marca o cuando hay rumores diferentes. En el momento que se detecten mensajes con información falsa o parcialmente falsa en relación a nuestra empresa, los expertos en comunicación deben estar preparados para afrontarlo y minimizar al máximo la situación. Para ello es de especial interés disponer de un manual de crisis corporativa donde se definan funciones, flujo de mensajes, detectar las fuentes de donde nace la información, entre otros muchos aspectos.

Como vemos hay mucho a considerar y gestionar, y grandes beneficios. Por ello las empresas cada vez más se dan cuenta de la importancia de disponer de profesionales en comunicación corporativa.

¿Crees que estás aplicando una buena estrategia de comunicación corporativa en tu empresa?

Fuentes: Artículo en DEUSTO FORMACIÓN y contenidos propios.

¿Te ha gustado este artículo?

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte al blog y recibir los nuevos artículos en tu email!

La Comunicación Corporativa no es una estrategia de ventas

La comunicación corporativa no es una estrategia de ventas, va mucho más allá. Comunicar no es exclusivamente hacer publicidad.  Es un brazo indispensable del Marketing y de la estrategia del negocio. Con su ayuda se define la personalidad de la marca, la diferencia del resto frente a la competencia y prepara la totalidad del negocio para interactuar y relacionarse con todos sus públicos.

Además, debe proporcionar una visión general de 360 grados de la empresa abarcando desde la estrategia de crecimiento, el clima interno (qué experiencias sienten los empleados en el seno de la empresa), lo que desean los clientes o públicos y el sentimiento hacia ella, la reputación. Más que clientes, genera fans, fideliza tras cada venta y debe convertir cada interacción en una experiencia única e inolvidable.

Todo el conjunto de actuaciones y comportamientos de la Marca debe estar coordinado, planificado y ser coherente.

Es común en la pequeña y mediana empresa confundir acciones de comunicación con acciones comerciales

Si bien siempre ha sido imprescindible gestionar la Publicidad adecuadamente para poder vender, en la actualidad no está tan clara para muchos la diferencia entre Comunicación, Publicidad y Ventas.

Las redes sociales suponen el canal de comunicación más accesible de la historia, conecta Marcas directamente con el consumidor final, permite el diálogo entre ellos y aparentemente es gratis. Efectivamente son gratis para los usuarios y empresas, aunque ya se sabe que si es gratis el producto eres tú. Gestionar las RRSS es una profesión, un Community Manager o un Social Media Estrategist son los encargados de gestionarlas en las empresas que pueden permitírselo. Si te vas a encargar tu mismo de gestionarlas, aprende, pide consejos y déjate asesorar.

Las Marcas tienen dos opciones en las redes sociales y la combinación de ellas depende de los recursos que se puedan invertir cómo en todo.

Una opción es Comunicarse con usuarios que puedan convertirse en potenciales clientes. Esto no significa que estemos todo el día promocionando nuestros productos, ni mostrar cuánto leemos sobre nuestro tema y compartir links cómo locos. Para comunicar eficazmente se debe escuchar, y para escuchar hay que conectar. Las Marcas y profesionales que están en las RRSS no deben ser ni un periódico ni una revista lanzando mensajes sin parar. Y no me canso de decirlo, vender por vender allí no te trae clientes, ser un monólogo tampoco. Lo explico mejor más adelante.

Otra opción combinada y complementaria (y no es imprescindible) es usar la publicidad pagando el importe que desees o puedas. Eso sí, hay que aprender a hacerlo para no malgastar y obtener conversiones reales.

Voy a describir algunos consejos sobre comunicación corporativa de acuerdo con los errores más frecuentes en Pymes y profesionales:

Debes tener paciencia si acabas de comenzar creando acciones de  Comunicación o iniciado la transformación digital de tu Marca, no hará que vendas mucho más los tres próximos meses, eso sí, cuanto antes des el paso antes comenzarás a ser conocido en los medios digitales y por los usuarios. Todo dependerá de la habilidad con la que te muevas, la combinación de estrategias y lo implicado que estés. Es un proceso que requiere tiempo y dedicación, una inversión que permitirá estar en la mente del usuario para aquellos momentos en los que te necesite. Debe usarse para conectar con ellos, escucharlos, atenderles. Si está bien gestionada el retorno se multiplicará por 10.
Ejemplo: Ponte en el lugar de tu cliente ¿Compras algún producto o contratas un profesional por ver tres posts en Facebook o Twitter? Estoy segura que no. Piensa qué priorizas al elegir tus compras y ponte en el lugar de tus posibles clientes.

– Cuída de tu Marca cómo te cuidas a ti mismo, no, mucho más. Me gusta decirle a mis clientes que deben imaginarse cuando eran solteros (por si acaso), seguro que entiendes a qué me refiero.

– Es muy común no seguir estrategias de Branding, posicionamiento, aportar una personalidad que defina la marca frente a las demás y deja claro en la mente de los consumidores cuál es tu Valor Único y Diferencial.

– Utiliza las redes sociales como medio Comunicación y no de Difusión. Actuar con los usuarios y fans únicamente como emisores de mensajes y no interactuar o hacerlo mínimamente y únicamente cuando ellos nos buscan es lo que ha llevado a la crisis a medios convencionales que han tenido que abrirse y crear razones para conversar con su audiencia. Mi consejo, genera recuerdos, emociones que se marquen y que te relacionen con ellas.

Mide, utiliza las herramientas de estadísticas para valorar qué interesa de verdad a tu audiencia. Son gratuitas si utilizas las funciones básicas y muy completas. Utilizarlas te hará mucho más productivo y poder publicar contenidos más afines a ellos. Créeme que te evitará frustraciones.

– No eres una gran empresa, los negocios se llevan a cabo entre personas. incluso siendo una gran empresa están cada vez más mostrándose cercanos y accesibles mejorando algunas de ellas la atención al cliente de forma considerable. Además está comprobado que los CEOs que poseen vida social en las redes obtienen mejores resultados, credibilidad, confianza y ello repercute en la cuenta de resultados.

Es imprescindible invertir tiempo o recursos para el Marketing de contenidos. Un blog por ejemplo, con contenidos periódicos e interesantes te posiciona como una empresa o profesional que conoce los problemas que debes resolver o las necesidades, aplicaciones de tu producto o servicio a los clientes presentes o futuros. La variedad de contenidos es enorme, trata de ser creativo y aportar soluciones e impacto tanto en el blog como en las rrss. Si eres una pequeña empresa o profesional y no puedes contratar a alguien, dedícale 30 minutos por la mañana y por la tarde a las RRSS y otra media hora a la semana al blog. Cuando entras en rutina el esfuerzo es menor.

Quizás necesitas renovar el logotipo ¿Se recuerda fácilmente? ¿Te diferenciaría en un photocall por ejemplo? Quizás el logotipo no debería ser simplemente un nombre con una letra “chula”. Invierte en crear uno que marque tu diferencia, lo agradecerás.
Ejemplo: Piensa en las Marcas que recuerdas, observa sus logos y la evolución durante los años. 

– Una empresa que quiera sobrevivir este cambio de época deberá por comenzar fidelizando a los empleados, ellos son los principales embajadores de tu marca. No se trata de crear un ambiente feliz a la fuerza, ni obligarlos a ir una vez al mes a un partido que no les apetece. Seguro que recuerdas a alguna empresa por el descontento de su plantilla. Además, un empleado satisfecho atiende mejor al cliente si está en primera línea y es más productivo. Deja que haga sugerencias, tus empleados están directamente trabajando en los procesos y quizás tengan aportaciones positivas, valóralo.

Cuida y observa con atención qué sienten tus clientes durante todo el proceso en el cual están en contacto con tu Marca. Analiza los puntos de mejora periódicamente  y corrige los posibles puntos conflictivos. Si su experiencia no es muy satisfactoria en la primera ocasión se irán con la competencia.

– Contrata a profesionales cuando puedas permitírtelo o si tu intención es crecer. Es una inversión que generará un retorno, eso sí, comprueba sus referencias y trabajos anteriores. Confía en ellos, aprende y pregunta lo que no entiendas, su responsabilidad es cuidar la imagen de tu Marca y hacerte crecer.

¿Crees que vender es lo mismo que comunicar? Abro el debate. Deja tu comentario y aporta tu idea.